No les faltan ganas, les faltan oportunidades

Mensual
Puntual
30€
50€
80€
* Mínimo 1 €
* Mínimo 1 €
Con 30€ daremos acceso a agua a centros de educación infantil y primaria de Etiopía que faciliten la existencia de una escuela segura.
Con 50€ proporcionas el aprovisionamiento de alimento en el comedor escolar en Níger.
Con 80€ proporcionaremos a 8 niños material para estudiar: mochila, boli, lápices, cuaderno, sacapuntas, reglas, tijeras, pegamento y borrador.
Elige el importe
* El importe mínimo es 1 €
10€
20€
30€
* Mínimo 10 €
* Mínimo 10 €
Con 10€ proporcionaremos a 1 niño material para estudiar: mochila, boli, lápices, cuaderno, sacapuntas, reglas, tijeras, pegamento y borrador.
Con 20€ podemos rehabilitar una escuela en Etiopia y dotarla de mobiliario adecuado (cuesta unos 12.000€ de media).
Con 30€ ayudarás a construir una escuela en África para 120 niños y niñas con 3 aulas y con 5 baños (cuesta unos 45.000€ de media).
Elige el importe
* El importe mínimo es 10 €

¿Cómo puede ayudar tu aportación?

Mejorarás la calidad educativa construyendo y rehabilitando escuelas
Daremos acceso a tecnología para romper la brecha digital
Garantizaremos acceso, permanencia e igualdad educativa
Quiero Colaborar

Y además tu aportación desgrava hasta el 80%

Quiero Colaborar

Niños que forman parte de nuestros programas

Esther perdió a sus padres en la guerra de Sudán del Sur y tuvo que huir a Uganda con apenas 13 años. Cuando había perdido la esperanza de volver a estudiar Ayuda en Acción le facilitó el acceso a la escuela. Su sueño es seguir formándose como ingeniera civil.

Esther Roth, refugiada de Sudán del Sur en Uganda

Gracias al apoyo de Ayuda en Acción, Jesslyn puede continuar su educación y jugar al fútbol. Su sueño es ser doctora y jugar en la selección de su país.

Jesslyn Gissela Torres. participante en un proyecto sociodeportivo en El Salvador

“Después de un tiempo sin escuela nuestros maestros nos avisaron de que las clases serían de forma virtual. Yo no entendía cómo era esa forma de estudio, para mí era algo nuevo… Me dio un poco de temor, pero luego me comuniqué con mi profesor Filmio. Me explicó y me dio confianza para poder aprender con el programa Aprendo en Casa”.

Ashira, tiene 10 años y estudia cuarto de primaria en Cajamarca (Perú)