Postura de la CAONGD ante los recortes

NOTA DE PRENSA DIFUNDIDA POR LA CAONGD ANTE LOS RECORTES A LA COOPERACIÓN INTERNACIONAL EN LOS PRESUPUESTOS DE LA JUNTA DE ANDALUCÍA PARA 2013

Sevilla, a 31 de octubre de 2012.—La Coordinadora Andaluza de ONG de Desarrollo (CAONGD) reconoce el esfuerzo realizado por la Junta de Andalucía en defensa del empleo, la educación y la sanidad, pero reclama que ese esfuerzo se realice también en cooperación al desarrollo. La CAONGD rechaza el recorte brutal de la cooperación internacional para el desarrollo que recoge la Ley del Presupuesto de la Comunidad Autónoma de Andalucía para 2013, aprobada por el Consejo de Gobierno. Con casi un tercio menos de inversión para la reducción de la pobreza en países del Sur, la coalición de izquierdas barre a la cooperación internacional de sus prioridades, mostrando una clara incoherencia entre sus programas, sometidos a las urnas hace escasamente siete meses (“Mantener…los recursos destinados a la cooperación internacional”), su discurso (el propio presidente, José Antonio Griñán, reiteró el pasado viernes su posición en contra de los recortes en la cooperación internacional) y las cifras presupuestadas.

La partida del presupuesto de la comunidad autónoma destinada a cooperación para 2013 se reduce a 54 millones de euros, de los cuales 44 corresponden a la Agencia Andaluza de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AACID) y 10, al igual que en 2012, al Fondo Andaluz para la Promoción del Desarrollo (FAPRODE), que en realidad son créditos que no deberían computarse como AOD, al ser ayuda retornable y que además en 2012, por segundo año consecutivo, no se han ejecutado. En 2012, la partida total fue de 75,8 millones, y la de la AACID de 58,6 millones, lo que implica una reducción del 29% y del 25%, respectivamente. La reducción es aún más significativa si se tiene en cuenta el presupuesto de 2011, con 97 millones para cooperación internacional (casi el doble que en 2013).

Con ello la AOD andaluza quedaría reducida al 0,17% del total del presupuesto, una cifra que nos devuelve aproximadamente al escenario de 2005 y que presupone inviable alcanzar el 0,7% en los próximos tres años, tal como sigue manteniendo el vicepresidente y consejero de Administración Local y Relaciones Institucionales de la Junta de Andalucía, Diego Valderas.

Igualmente alarmante es el bajísimo nivel de ejecución del presupuesto de 2012 en fechas próximas al cierre del ejercicio. De consolidarse esta situación, estaríamos hablando de un recorte acumulado desde 2011 de más del 80% de la AOD andaluza, lo que situaría en situación de quiebra a la mayoría de ONGD andaluzas, gravemente endeudadas en el mantenimiento de sus proyectos en el Sur por los recortes y graves retrasos.

La cooperación al desarrollo es una política pública que debe contar con las mismas garantías de respaldo que otras políticas sociales, como la sanidad o la educación, cuyo mantenimiento y refuerzo en la Ley del Presupuesto para 2013 valora muy positivamente la CAONGD. Por tanto, el recorte programado para la AOD resulta una falta de respeto a los derechos humanos de las poblaciones más empobrecidas y a la trayectoria de trabajo conjunto entre Andalucía y los países con los que coopera, compromiso que queda recogido tanto en la Ley Andaluza de Cooperación como en el Estatuto de Autonomía para Andalucía.

La CAONGD constata asimismo que estos recortes, sumados a los continuos y extremos recortes que ha cumulado la Ayuda al Desarrollo del Gobierno Central, tienen ya una consecuencia en el creciente aumento de los flujos migratorios desde el Norte de África (las costas andaluzas están registrando llegadas de pateras en una intensidad que no se producía desde el periodo de 2001 a 2004).

Entendiendo el difícil escenario económico actual, desde la CAONGD se considera injustificable que la AOD sufra un recorte que multiplica por siete la reducción global del presupuesto andaluz (4,1%), o que triplica la cantidad media recortada a las consejerías (10,7%). Porque la única argumentación sería un enfrentamiento de “pobres contra pobres”, es decir, la justificación carente de toda ética que explica la cooperación internacional como un derroche de los países del Norte en momentos de bonanza económica, y que entiende que no se puede ayudar a otras poblaciones existiendo bolsas de pobreza entre los andaluces.

Por ello, la CAONGD se ha puesto en contacto con los grupos parlamentarios andaluces con el objetivo de mejorar esta propuesta en el trámite parlamentario de la Ley de Presupuesto, entendiendo que el recorte nunca debe ser superior proporcionalmente a la reducción porcentual del conjunto del presupuesto para 2013.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *