Actividades musicales para niños

Actividades musicales para niños
21-3-2018

Autor : Noemí García Cabezas - Equipo de comunicación y contenidos de Ayuda en Acción

¿Qué sería de la vida sin música? Es importante crecer con música, y de ahí que hoy te queramos proponer algunas actividades musicales para niños. La infancia es una época de la vida en la que la música es crucial para el desarrollo físico, intelectual y emocional. Pero disfrutar de la música es algo que se puede hacer a todas las edades, aunque disfrutar de la música desde la mirada de una niña o un niño es simplemente algo mágico.

En alguna otra ocasión ya te hemos hablado de los beneficios de la música para los niños. La música fomenta las capacidades psicomotrices en la infancia, permite hacer ejercicios rítmicos que a su vez repercuten en otras habilidades como las matemáticas. Además, la música permite trabajar en valores como la cooperación, el esfuerzo y la constancia, sin duda muy importantes para la vida de cualquier persona.

Si necesitas algunas ideas para llevar a cabo actividades musicales para niños, tanto dentro como fuera de casa, hoy queremos darte algunas ideas para que sigas educando a tus hijos e hijas, tus sobrinos o tus ahijadas, desde el amor por la música.

Algunas ideas de actividades musicales para niños y niñas

Empezaremos por lo esencial: educar al oído. Es muy importante que desde que son bebés, los niños y niñas puedan escuchar música en casa. Como decíamos antes, podemos utilizar la música como vehículo transmisor para fomentar otras capacidades. Así podemos buscar músicas con diferentes ritmos, instrumentales o cantadas, con instrumentos muy diferentes, de diferentes estilos… Las posibilidades de combinación de tu imaginación y de la música son infinitas, ¡créeme! Todas estas características (y muchas más) podemos utilizarlas para ejercitar nuestro cuerpo y el de los más pequeños: poner una canción lenta y a continuación una rápida, dibujar la música con nuestro cuerpo (por ejemplo, para canciones con tonos agudos, bailar de puntillas, y para las que tienen tonos graves, hacer ejercicios en el suelo). Sería una idea genial poder grabarnos para enviar a alguien su canción preferida bailada por toda la familia. Son ideas geniales para ir llenando el álbum audiovisual familiar. Oír, cantar y bailar, ¡una combinación perfecta!

Nueva llamada a la acción

Otra de las actividades musicales para niños y niñas puede ser utilizar nuestro propio cuerpo para hacer música. Toda persona que se dedica a la música o la ha estudiado lo sabe: el cuerpo humano es el mejor y más potente instrumento musical. ¿Qué tal si practicamos el body percussion? No es más que utilizar nuestro cuerpo para crear sonidos que simulen la percusión: dando palmas, tocándonos la tripa, dando palmas sobre los muslos o los mofletes, haciendo sonidos bucales…

Si ves que tu hijo o hija es una persona virtuosa de la música ya desde la niñez, ¿has pensado en que quizás en el futuro le gustaría dedicarse a ello? Puedes atreverte a apuntarle a una escuela de música, sin duda será una estupenda idea para completar su formación. Pero si quieres empezar poco a poco, quizás lo mejor sería que probarais a tocar un instrumento. Puedes empezar comprando alguno asequible como un pequeño teclado o una flauta dulce, o bien crear alguno con elementos reciclados, porque hacer manualidades con reciclaje también es una actividad apasionante. Puede ser un tambor, unas maracas o incluso una flauta de pan. ¡Solo hay que echarle imaginación!

Actividades musicales para niños

Rescatar viejas canciones tradicionales es sin duda una de las actividades musicales preferidas para los abuelos y abuelas, pero no lo ocultemos: ¿a quién no le gusta recordar canciones de su infancia? Podemos rescatar aquellas canciones que cantábamos en las excursiones, o bien aquellas que cantábamos saltando a la soga o a la goma elástica. La tradición oral es una de las mayores riquezas del ser humano, aprovechémosla en forma de música y enseñémosla a las nuevas generaciones, para que no se pierdan en el olvido aquellos ritmos que tanta vida nos han dado durante décadas, incluso siglos.

Otra actividad muy sencilla y que además nos permite estar en contacto con la naturaleza, es el hecho de imitar sonidos de ella: vayamos un día al campo y escuchemos los cantos de los pájaros, el discurrir del agua por el río, el cantar de las cigarras o los grillos. Después, intentemos imitarlos con los más pequeños e incluso inventar alguna canción que combine todos los elementos que hemos escuchado a lo largo del día. Sin duda es una actividad muy educativa que además divertirá a los niños y niñas.

Ya hemos hablado aquí otras veces de recomendaciones de cine para la infancia. En esta ocasión, queremos plantear como actividad el visionado de películas musicales. La mayoría de las películas infantiles tienen un alto componente musical, ya que como venimos diciendo, la música también educa, no solo el oído sino también a las personas. Podemos ir al cine a ver alguna película musical para niños o bien podemos verla en casa y cantar todo lo alto que queramos en familia. Otra opción que se está poniendo de moda en los últimos años en algunas ciudades es el “Sing Along”, que consiste en ver un musical en el cine en la que también habrá actores y actrices caracterizados como los personajes de la película que salen y cantan con el público cada una de las canciones de la cina. Sin duda, un plan muy divertido que hará las delicias de grandes y pequeños.

Concierto Acordes con Solidaridad

Ve a conciertos. Escuchar y ver música en directo es sin duda una experiencia recomendable para todas las edades. Hay muchos tipos de concierto a los que puedes ir con niños. Existen grupos especializados en público infantil que realizan conciertos en los que cantar y bailar al ritmo de la música. Pero también es bueno escuchar música diferente, la que a ti te guste y pongas en casa. Y por supuesto, no debemos olvidar los beneficios de la música clásica para el aprendizaje en la infancia. Desde Ayuda en Acción te brinda la oportunidad de disfrutar de un concierto de música clásica en un ambiente familiar. La cita será el próximo 21 de abril en el Concierto “Acordes con Solidaridad”, que celebramos por cuarto año consecutivo para luchar contra la pobreza infantil en España. Pablo Heras-Casado se pondrá al frente de la Orquesta Sinfónica de Madrid para dirigir la Sinfonía nº 3 “Heroica”, de Ludwig van Beethoven. ¿Te apuntas?