Categorías

Vínculo solidario, nuestro modelo de cooperación

27-06-2019 Lectura 3 Minutos
Julián Donoso
Campañas y Alianzas Estratégicas

El vínculo solidario es el modelo de cooperación de Ayuda en Acción: pone a la infancia en el centro de nuestro trabajo. Se trata de una relación entre iguales– personas de aquí y de allá – que mediante su diálogo y comunicación permanente, acercan realidades y formas de vida. Esta relación se basa en la dignidad, la igualdad y el respeto mutuo.

Las jornadas del vínculo solidario son el mejor ejemplo de cómo promovemos esos vínculos. Vivir una jornada de este tipo es una experiencia de esas que la vida te regala y que intento aprovechar para aprender, para compartir y crecer como persona.

La llegada a las comunidades siempre es maravillosa. Ocurre en cualquier lugar del mundo: un montón de gente expectante, esperando a recibir a los viajeros con todo el cariño del mundo. Se esfuerzan en atenderte y mostrarse amistosos. En el caso de África, es habitual que algunos niños muy pequeños lloren de la sorpresa de ver a una persona occidental: ¡muchos de ellos nunca antes han visto a una persona de raza blanca!

Reunión comunitaria: formación para hacer sostenible el proyecto de vínculo solidario

Reunimos a toda la comunidad. En el caso de África, por ejemplo, no hay mejor manera de hacerlo que con tambores, música y baile. Cuando toda la comunidad está reunida agradecemos que nos reciban y explicamos qué vamos a hacer a lo largo de las próximas horas. Todas las personas que asisten tienen oportunidad de presentarse y hacer los comentarios y las preguntas que consideren oportunas. Y una vez hechas las presentaciones se declara inaugurada la jornada del vínculo solidario.

Los técnicos de Ayuda en Acción coordinan las actividades para que toda la comunidad participe. A las personas adultas de la comunidad se les imparten talleres sobre la iniciativa que estemos trabajando en ese momento. Por ejemplo, si hemos construido letrinas, les explicamos cómo hacer el mantenimiento para que sean un lugar seguro e higiénico a lo largo del tiempo; si acabamos de construir un pozo, les enseñamos cómo cuidarlo y mantenerlo. Es un buen momento para escuchar sus opiniones, dificultades, retos y oportunidades para continuar avanzando con ellos en función de su visión, necesidades y prioridades.

263 millones de niños y jóvenes en el mundo no pueden ir al colegio.

Mientras las personas mayores asisten a las formaciones, la infancia dedica el tiempo a algo de lo que no pueden disfrutar siempre: el derecho al juego. Con juegos educativos tratamos de cumplir un triple objetivo: entretenerlos, estimular su psicomotricidad y transmitir los mismos mensajes que a sus padres y madres, pero a través de canciones, teatros o cuenta cuentos: “lávate las manos”, “solo bebe agua hervida” o “lava la fruta antes de comerla” son algunas de las temáticas que abordan los juegos y actividades.

Es en ese ambiente en el que pedimos a los niños y niñas que escriban sus cartas a los padrinos y madrinas que les apoyan desde España. Es un momento muy importante para nosotros porque podemos dialogar con ellos y conocer sus sueños y sus necesidades, pero también para que se sientan protagonistas del desarrollo de toda su comunidad.

Toma de fotografías para los padrinos

La toma de fotos de los niños y niñas apadrinados que llegarán a sus padrinos y madrinas también se realiza durante las jornadas del vínculo solidario. Es un momento entrañable pero también complicado: no están en absoluto acostumbrados a posar delante de la cámara… pero al haber realizado previamente una acción de confianza con ellos, pronto se empiezan a sentir cómodos frente a la cámara, regalándonos sus mejores sonrisas. Como siempre, nuestro objetivo es mejorar sus vidas y aunque aquí nos pueda parecer un detalle simple hacerse una foto, a ellos les ayuda a mejorar su autoestima y a pasar un momento inolvidable en sus aún cortas vidas.

Saber que otras personas que viven en otra parte del mundo están haciendo posible los avances en la comunidad es muy estimulante para todos los miembros de una comunidad. Además, refuerza el compromiso de realizar las acciones que ellos mismos han identificado como necesarias para salir de la pobreza.

Al final de la jornada, recibir un abrazo de despedida por parte de los niños que antes lloraban es el mejor indicador que la actividad ha sido todo un éxito.

Post relacionados

Apadrinamiento

¿Cómo apadrinar a un niño/a mejora la vida de toda la comunidad?

Quizás alguna vez te hayas preguntado cómo siendo padrino o madrina de Ayuda en Acción puedes generar cambios reales en países en principio tan lejanos a nuestra realidad como Uganda, ...

Ayuda Humanitaria

Algunos de nuestros proyectos como ONG que trabaja en África

Ayuda en Acción nace en 1981 como una organización de cooperación internacional comprometida con la lucha de la pobreza y la desigualdad. En la actualidad tiene presencia en África, América ...

Apadrinamiento

Cómo apadrinar a un niño paso a paso

En el mundo se estima que hay 400 millones de niños que se van a la cama con hambre; de estos, muchos comparten otro grave problema que sigue presente en ...