El Ensayadero, una razón más para celebrar el Día de la Música

Día de la música
21-6-2018

Autor : Noemí García Cabezas - Equipo de comunicación y contenidos de Ayuda en Acción

El Día de la Música, que se celebra cada 21 de junio, tiene por objetivo principal que la música salga a la calle. El acceso a la música, ya sea como público o como artista, está en el germen de esta celebración, también llamada Fiesta de la Música, que nació en Francia y que se celebra desde 1982 en todo el mundo. Acercar la música a la gente como herramienta para crecer y evolucionar coincide en gran parte con los objetivos de El Ensayadero, un proyecto de innovación educativa que Ayuda en Acción ha puesto en marcha este curso escolar que ahora termina en el Colegio Pío XII del distrito de Tetuán (Madrid), uno de los barrios donde desarrollamos nuestro trabajo en el marco del programa Aquí también atendiendo las necesidades básicas de niños y niñas en riesgo de exclusión y ayudando a sus familias a mejorar su situación.

La puerta de El Ensayadero podría ser la de un aula cualquiera, pero nada que ver: abrir la puerta de El Ensayadero es abrirla también a la ilusión y al éxito educativo. La sala está llena de color, de instrumentos y de fuerza: la de quienes a través de la música han logrado superar problemas, romper barreras y mejorar su rendimiento escolar.

Bilal, Sofía, Luis, Mariam, Stiven o Aneurys son algunos de los nombres de los chicos y chicas de 5º y 6º de primaria que eligieron El Ensayadero como su actividad extraescolar. Durante los años de la crisis, se sextuplicó la tasa de infancia que dejó de acudir a este tipo de actividades; el año pasado, entre las familias con ingresos más bajos, la tasa de niños y niñas que no podían asistir a actividades extraescolares rozaba aún el 30%. Con proyectos como este, se fomenta la igualdad de oportunidades en el acceso a la cultura y la educación musical desde un punto de vista innovador, trabajando a su vez otros aspectos como el compañerismo, el respeto hacia la diferencia o la capacidad de escucha.

Durante el curso, 16 niños y niñas han aprendido a tocar un instrumento, pero también saben ahora que juntando sus notas, la música que se oye despierta fuerza de superación y admiración en otros. Juntos han creado tres bandas de música: Lethal Dragons, The Big Colours y Tigers Arrived, con tres estilos diferentes que han pulido tras conocer, gracias a las clases, estilos musicales que ni siquiera habían escuchado nombrar.

Transformación social a través de la música

Decía Bono, el cantante del célebre grupo U2, que la música puede cambiar el mundo porque puede cambiar a las personas, y no podemos estar más de acuerdo. En El Ensayadero esta idea se cumple de principio a fin: la actitud de algunos de estos pequeños músicos es totalmente diferente desde el inicio de las clases. Ahora se respetan, se escuchan, comparten, se admiran y se aplauden; parte de culpa la tiene la metodología única que Ayuda en Acción ha creado de la mano de Siete Estrellas, y que espera poder replicarse en otros centros educativos a partir del próximo curso.

Dice Bilal que cuando entra en El Ensayadero y toca, se siente libre y feliz; Aneurys asegura que ahora sabe relacionarse mejor con sus propios compañeros y con sus profesores y profesoras; Luis dice que de mayor quiere ser rockero. Son sensaciones y sueños que posiblemente cambien con los años, pero que despiertan un interés que hasta ahora no conocían.

Para las niñas y niños que forman parte de El Ensayadero, la música se ha convertido en una nueva forma para poder expresarse, pero también en una vía de integración y una forma de romper brechas de género, cultura y raza. En definitiva, El Ensayadero se han convertido en una herramienta fundamental para transformar su realidad y la de quienes les rodean.

Las bandas de El Ensayadero ya tienen disco de oro

Los últimos días de mayo El Ensayadero era un ir y venir de niños y niñas: todos se asomaban con curiosidad a la sala donde algunos y algunas sueñan tocar el próximo curso. La expectación en el colegio era máxima, y con razón: el 8 de junio se estrenaban como grupo nada menos que en Hard Rock Café de Madrid, una de las salas más míticas del panorama musical de la ciudad. Tuvieron espectadores de excepción: sus propios compañeros -que ya conocen su repertorio-, parte del equipo de Ayuda en Acción, sus familias y profesores… ¡y hasta la prensa! Por tener, tuvieron hasta “teloneros”: nada menos que artistas como Vega y el grupo Carolina Durante, y otros artistas invitados como Sweet California. De cada uno de ellos se llevan un consejo: de Vega la perseverancia cuando amas algo tan grande como la música; de Sweet California la necesidad del trabajo en equipo; de Carolina Durante, el valor de la amistad y de continuar aprendiendo a pesar de saber que no se es perfecto.

No hay duda de que en Ayuda en Acción tenemos razones para celebrar el Día de la Música: en nuestro objetivo de generar igualdad de oportunidades y fomentar el acceso a la educación para toda la infancia, desarrollamos diferentes iniciativas en las que la música es protagonista no solo como elemento de innovación educativa, sino también como herramienta para trabajar valores y luchar contra la pobreza previniendo posibles causas como abandono escolar temprano, entre otras. Así, contamos con proyectos de coros, como el del Colegio San Antonio, que actuó junto con la Orquesta Sinfónica de Madrid en nuestro concierto anual Acordes con Solidaridad, bajo la batuta de Pablo Heras-Casado. Toda una línea de trabajo que en el ámbito internacional comenzó en San José de Chiquitos (Bolivia) apoyando a la Orquesta Municipal Infantil y Juvenil.

Los niños y niñas de El Ensayadero, por su parte, también celebrarán este Día de la Música, aunque con un día de retraso: tocarán para todo su colegio en la fiesta de fin de curso el día 22 de junio. Su público les espera.