Categorías

Face to face (F2F) en calle: ¿por qué lo hacemos?

23-07-2019 Lectura 5 Minutos
Sergio País
Equipo de campañas

Es muy posible (especialmente si vives en una ciudad grande) que en alguna ocasión te haya parado por la calle alguna persona con una carpeta y un chaleco con el logo de alguna ONG haciendo acciones de face to face (F2F). ¿Su objetivo? Ofrecerte la posibilidad de colaborar con esa entidad y los proyectos que desarrolla para que el mundo sea más justo y sostenible o para encontrar una cura a una enfermedad determinada, por poner un par de ejemplos.

La denominación de face to face (F2F) también tiene otras denominaciones: captación de calle o diálogo directo, por ejemplo. Es sin duda una práctica generaliza por parte de las ONG, sobre todo por parte de aquellas con una mayor estructura en la que hay personas que desarrollan sus conocimientos en esta área.

Como decíamos antes, el face to face (F2F) consiste en hablar, en establecer un diálogo de tú a tú con la ciudadanía para explicar qué hacemos, cómo lo hacemos, para qué sirve nuestro trabajo (que sería imposible sin el apoyo ciudadano). Pero también para invitar a la gente que se para con nosotros a que apoye nuestra causa de la forma en que mejor pueda hacerlo.

¿Por qué se hace face to face en calle?

España es un país que se caracteriza por la solidaridad, y así lo contábamos hace un tiempo en nuestro blog cuando hablábamos del perfil del donante en nuestro país. Según el último informe de la Asociación Española de Fundraising (2018), 8 de cada 10 españoles han colaborado de alguna forma con alguna ONG (con donaciones, voluntariado, alimentos…). Solo 5 de cada 10 han colaborado en alguna ocasión económicamente, siendo mucho menor el porcentaje de personas que colaboran con aportaciones recurrentes.

Son esas aportaciones regulares de los socios, socias, padrinos y madrinas las que, en el caso de Ayuda en Acción, nos permiten tener independencia económica para desarrollar muchos de nuestros proyectos, sin tener que depender de subvenciones públicas o colaboraciones empresariales, aunque por supuesto, también realizamos este tipo de proyectos a través de concursos o alianzas.

Una de cada cuatro personas que el pasado año se hizo socia de alguna ONG, lo hizo porque alguien les paró por la calle. Además de la importancia económica que este tipo de captación de socios pueda aportar, con el face to face (F2F) conseguimos por una parte el poder llegar a un amplio grupo de personas que de otra forma nunca darían el paso para poder colaborar con una ONG. Este canal, nos permite poder llevar a cabo también una labor de sensibilización muy importante, porque a través del diálogo podemos explicar por y para quién trabajamos, así como cuáles son nuestros valores. Y todo esto conversando directamente con las personas desde la cercanía, pudiendo contestar y aclarar cualquier tipo de duda que pueda surgir.

La importancia del face to face (F2F) para las organizaciones del tercer sector avala la vigencia y la importancia de este tipo de captación para entidades como Ayuda en Acción. Pero no todo son luces. El canal arrastra una serie de sombras: la masificación de determinados espacios; lo intrusivo que puede llegar a ser este tipo de captación si no se lleva a cabo de manera correcta; las malas prácticas en cuanto a condiciones laborales o incumpliendo el código de conducta establecido… que a pesar de haberse corregido en su inmensa mayoría, aún continúan pesando en la imagen del canal. Por eso, además de insistir en la profesionalización y regulación que este tipo de captación ha experimentado estos últimos años erradicando en su mayor parte esas malas prácticas, desde Ayuda en Acción contemplamos este tipo de cuestiones bajo un enfoque de control estricto de las altas y de la calidad del canal, así como de tolerancia cero ante cualquier tipo de mala práctica.

Infancia

Face to face: dos años después de comenzar una nueva etapa

En nuestro caso y tras varios años sin que Ayuda en Acción trabajase este modo de captación, hace dos años iniciamos un pequeño piloto de captación de face to face (F2F). Desde un primer momento el planteamiento de trabajo era aprovechar todo lo bueno que supone este tipo de captación: su alcance, la cercanía y difusión que se puede conseguir gracias a ella.

Nuestra idea de la captación face to face (F2f) pasa siempre por cuidar mucho nuestra forma de trabajar y primando la implicación de quien se hace socio a lo largo del tiempo (lo que en nuestra jerga llamamos “calidad de las altas”). Además, nuestro principal objetivo es, ante todo, sensibilizar. Y queremos explicarte cómo lo hacemos. Somos conscientes de que los captadores son la primera imagen de Ayuda en Acción para las personas con las que hablan. Por eso hacemos un esfuerzo para formar a los equipos, que además suscriben el Código de Conducta del Fundraising del que antes hablábamos. Una formación inicial y continua asegura un mejor conocimiento de la realidad con la que trabajamos, así como del alcance real de nuestros proyectos.

Uno de los aspectos en los que normalmente no se incide mucho, pero que es importante, es que el trabajo de captador face to face (F2F) es un tipo de trabajo que hoy en día está muy regulado y profesionalizado. Esto hace que muchas personas puedan tener un trabajo con buenas condiciones y con posibilidades de desarrollarse profesionalmente en el sector. Y al mismo tiempo, permite a personas que buscan un primer empleo la posibilidad de empezar a trabajar, ya que es un tipo de trabajo donde la actitud y las ganas son tan importantes como la experiencia.

Nuestro modo de trabajar la captación face to face no es solamente en la calle. Intentamos buscar espacios de trabajo diferentes: centros comerciales, centros deportivos, gimnasios, etc. De esta forma podemos llegar a más gente en lugares diferentes a donde normalmente se realiza F2F. Y todo esto de una forma lo menos invasiva y lo más respetuosa posible.

Dos años después, tras mucho trabajo, muchas pruebas y una idea clara de cómo trabajar con calidad y de manera diferente el face to face (F2F), estamos en un punto donde tenemos la base y los resultados para poner en valor este tipo de captación como una herramienta muy valiosa tanto en la parte de entrada de nuevos socios como a nivel de explicar nuestro trabajo.

Espero que al igual que desde Ayuda en Acción hemos intentado darle una vuelta para hacer del face to face una forma de captación diferente, tras leer este post quienes sigan desconfiando de este tipo de captación piensen en ese captador o captadora (y en todo lo que hay detrás) de forma diferente a como ahora lo hacen.

Post relacionados

Solidaridad

¿Son las ONG fiables?

No es de extrañar la gran cantidad de búsquedas en Google de la pregunta: “¿Son las ONG fiables?”, ya que se trata de una cuestión clave a la hora de ...

Solidaridad

¿Por qué colaborar con una ONG? (y cómo hacerlo)

Las ONG tienen un papel relevante en el desarrollo económico y social de la sociedad, con un fin de ayuda social y sin ánimo de lucro. Las ONG tenemos nuestro ...

Ayuda Humanitaria

¿En qué consiste ser un refugiado?

Imagina que, casi de la noche a la mañana, tuvieras que dejar tu casa, tus pertenencias, incluso tu familia, para salvar tu vida. Cuesta, ¿verdad? Pues esto le sucede a ...