Educación infantil en Etiopía: una nueva escuela en Amigna

13-07-2020 Lectura 4 Minutos
Noemí García Cabezas
Comunicación y contenidos

En las últimas semanas la región de la Oromía (Etiopía) está siendo noticia por los conflictos generados por cuestiones étnicas y de seguridad. Sin embargo, para Ayuda en Acción y nuestros padrinos y madrinas la noticia también está en la escuela Medfo Tokuma, en el distrito de Arsi. Allí hemos construido una escuela infantil, ampliando de este modo la limitada oferta existente.

En los kebeles rurales (un kebele es la unidad administrativa más pequeña en Etiopía, algo que aquí podríamos asimilar a una comarca o municipalidad) de Arsi, en el estado de Oromía, es difícil encontrar una escuela infantil o centro preescolar. De este modo, los niños y niñas más pequeños suelen permanecer con sus familias hasta que alcanzan la edad de su educación escolar formal. Esta situación dificulta el desarrollo temprano de capacidades, algo que sin duda mejora la correcta asimilación de conceptos en un futuro.

Educación en Etiopía: cantidad contra calidad

En Etiopia más del 40% de la población tiene menos de 15 años. Hablamos de alrededor de 50 millones de personas. La tasa neta de matrícula en educación primaria ha experimentado un gran crecimiento desde los años 90 del siglo pasado, pasando de ser el 29% en 1989 al 86% en el año 2015. El número de escuelas primarias se triplicó y en números totales, se pasó de tres millones de estudiantes a más de 18 millones en las escuelas primarias del país.

La educación infantil es fundamental para el desarrollo temprano de capacidades. En Etiopía Ayuda en Acción ha construido una escuela para 150 niños y niñas de 4 a 6 años. Click Para Twittear

Sin embargo, este avance no ha sido igual en cuanto a educación infantil se refiere. Las carencias son aún más significativas en las zonas rurales de Etiopía, donde las escuelas preescolares son casi inexistentes. Esta situación supone un gran riesgo para los derechos de la infancia: muchos de los niños y niñas que quedan al margen del sistema educativo finalmente se exponen al trabajo infantil y en el caso de las niñas, a embarazos y matrimonios tempranos.Niños en Etiopía

Las espectaculares cifras de matrícula en educación primaria, sin embargo, enmascaran una dura realidad: el estancamiento en términos de calidad y en cuanto a resultados de aprendizaje.

En las áreas de Arsi donde Ayuda en Acción trabaja, encontramos tres grandes problemáticas en cuanto a educación, todas ellas altamente preocupantes:

  • abandono escolar: solo un poco más del 50% de los niños matriculados completan el ciclo de educación primaria. El problema es aún más grave en el caso de las niñas, con mayores cargas de trabajo doméstico. Estas últimas, además, se exponen a matrimonios tempranos o no consentidos.

  • tasas de repetición altas.

  • bajo rendimiento en las pruebas oficiales.

Sin embargo, los problemas de la educación en Etiopía van mucho más allá. Limitación de fondos, infraestructuras deficientes, ratios de alumnado muy altos y escasez de personal docente cualificado son algunos de los problemas que arrastra la educación en un país que, según el Banco Mundial, tiene la mayor desventaja educativa en el mundo. Esto además se ve agravado por los conflictos existentes y las recurrentes crisis humanitarias.

Así nace la escuela de educación infantil Medfo Tokuma

Ante esta situación, Ayuda en Acción se puso en marcha para –como no podía ser de otra manera– colocar a la infancia en el centro de nuestro trabajo. Así, construimos el centro de Medfo Tokuma, ubicado en el distrito de Amigna. En él la mayoría de las familias son pequeños agricultores de bajos ingresos cuya economías familiares y la garantía de seguridad alimentaria en los hogares dependen totalmente de las condiciones climáticas. La escuela para ellos no era antes una necesidad. Sin embargo, como resultado de nuestro trabajo, hoy empiezan a considerarla una inversión que repercutirá directamente en el futuro no solo de sus hijos e hijas, sino de toda su comunidad.

En coordinación con la oficina local de educación del distrito y el propio kebele, tras un diagnóstico previo para identificar las necesidades de la comunidad, nos pusimos manos a la obra. Para ello contamos con apoyo de las personas que forman parte de nuestro programa de apadrinamiento en esta zona, donde participan más de 200 niños y niñas. De esta forma hemos conseguido construir tres aulas de educación infantil que acogerán a 150 alumnos/as de entre cuatro y seis años.

La escuela de educación infantil, fuente de satisfacción para toda la comunidad

La escuela contará con una sala para el profesorado y baños de uso exclusivo para los pequeños, con el fin de garantizar su intimidad. “La educación para esta primera infancia sentará las bases del futuro de nuestros hijos e hijas: lo que aprendan les servirá para ser más creativos y tener una mente activa cuando comiencen la Primaria”, dice Habtamu, subdirector de la Escuela Primaria Medfo. El profesor se muestra entusiasmado y agradecido con la construcción de este nuevo espacio educativo.

Según Roberto Giuliotto, director de la oficina nacional de Ayuda en Acción en Etiopía, “tanto padres como líderes comunitarios están muy satisfechos tanto con la iniciativa de crear esta escuela como con el resultado”. Y es que, dentro de nuestra estrategia a largo plazo en la zona, la educación infantil es una parte de una estrategia de desarrollo local que abarca otros sectores:

“La educación infantil es un elemento más dentro de nuestra intervención a largo plazo capaz de alimentar y fortalecer los cambios positivos que estamos impulsando y que han sido identificados y planificados con las comunidades y las autoridades locales” (Roberto Giuliotto, Director de País – Ayuda en Acción Etiopía).

banner-apa-1